2 Min de lectura | ¿Eres un amante de los juegos de mesa, cartas y clásicos? Descubre las posibilidades infinitas que te ofrece Tabletop Simulator para dar rienda suelta a tu pasión.

Si te gustan los juegos de mesa, Tabletop Simulator es una herramienta indispensable que tienes que conocer sí o sí. Y decimos “herramienta” porque es mucho más que un juego. Es como esa mesa vacía a la espera de que la llenemos de cartas, tableros, dados o fichas.

Qué es Tabletop Simulator

Tabletop Simulator es un videojuego desarrollado por Berserk Games que vio la luz en 2015 a través de Steam. Incluye 15 juegos clásicos, pero además es un simulador que te permite crear cualquier tipo de juego de mesa o usar los miles de mods creados por la comunidad. Como ves, sus posibilidades son ilimitadas.

Qué juegos incluye

Tabletop Simulator incluye 15 juegos que sirven únicamente como base en cuanto a que te proporcionan el tablero y las piezas, pero eres tú el que decide los movimientos y las reglas. Estos juegos son:

  • Ajedrez
  • Backgammon
  • Cartas
  • Dados
  • Damas y damas chinas
  • Dominó
  • Go
  • Juego de rol
  • Mahjong
  • Parchís
  • Piecepack
  • Poker
  • Reversi
  • Rompecabezas
  • Solitario

¿Cómo funciona Tabletop Simulator?

Tiene una interfaz y un manejo muy sencillos. Para empezar, solo tienes que ir al menú principal y seleccionar si quieres unirte a una sala multijugador, crear la tuya, jugar solo…

Si decides crear tu sala, debes elegir el juego. Pero recuerda que solo sirve para tener los elementos necesarios. Es decir, aparecerá una mesa y, usando diferentes menús, podrás poner sobre ella lo que quieras, ya que el objetivo de este simulador no es proporcionar el juego en sí, sino ofrecer un entorno de físicas realistas en un tablero.

Además, como decíamos antes, en Tabletop Simulator no hay reglas fijas. Por ejemplo, puedes jugar al ajedrez, pero no tienes por qué mover la torre en línea recta. Las reglas las fijan los usuarios.

Un simulador con posibilidades infinitas

Además de ofrecer un entorno de físicas realistas a través de la virtualización de 15 juegos, Tabletop Simulator permite desarrollar DLCs y mods fácilmente, lo que le convierte en una herramienta muy útil para jugar rol online.

Una de las mejores cosas de este juego es el Steam Workshop, un sistema en el que cualquiera puede colaborar para aportar desarrollos para los juegos de Steam, y que permite descargar e instalar mods con un solo clic. Al abrir el Workshop de Steam aparece un listado de juegos populares con mods disponibles para descargar, así como todos los juegos que soportan la función.

Con esto, no solo tienes acceso a miles de juegos de mesa gratis, además te permite editar, eliminar o mover todo, absolutamente todo. Podrás importar imágenes en tableros personalizados, crear tus propios mazos, scripts, y todo lo que puedas imaginar. Después, puedes compartir tu juego en Steam Workshop o solo con tus amigos.

¿Cuánto cuesta?

Tabletop Simulator puede adquirirse por 19,99 euros en la tienda de Steam. Puede dar la impresión de tener un precio elevado para unos juegos de mesa clásicos, pero dada la gran variedad de opciones que ofrece, parece una cifra más que razonable.