Inicio/Zona gamers/Noticias/Resident Evil 3 Remake: más vistoso, más terrorífico

Resident Evil 3 Remake: más vistoso, más terrorífico

4 minutos | Resident Evil 3 Remake trae de vuelta a un Némesis que impresiona y da más terror que nunca: es el protagonista de una historia donde reina el horror.

Tras el espectacular éxito de Resident Evil Remake 2, la tercera edición no se ha hecho esperar demasiado. Un año después, y con las expectativas por las nubes, Resident Evil Remake 3 aterriza entre una ferviente masa de seguidores que tenía ganas de ver a uno de los personajes más carismáticos de la saga, con aspecto renovado: Némesis.

El villano de la historia se convierte en el claro protagonista cuando las escenas con mayor carga dramática, terrorífica y de acción coinciden con su presencia. Si hace 20 años, con unos gráficos menos espectaculares y detallados como ahora, el personaje generaba mucho terror, ahora, con un nivel de detalle minucioso y más posibilidades de recrear al monstruo, las sensaciones se multiplican por mil.

El título mantiene la tensión y la incertidumbre de la obra original. La presión por la pregunta “¿cuándo aparecerá Némesis?” se hace más presente que nunca. La siguiente es si estás lo suficientemente preparado para enfrentarte a él o si, por el contrario, deberías huir. Pero esta sensación contrasta con el hecho de que el juego se haya hecho aparentemente más fácil: hay más puntos de guardado, los enemigos no pueden entrar ahí, no necesitas para hacerlo la tinta —un objeto antaño limitado— y para colmo, hay algunos puntos de autoguardado.

En el modo normal, de hecho, la munición no escasea y los objetos usables, tampoco, por lo que la gestión de tus recursos no es exigente.

Némesis en Resident Evil 3 Remake

Pero si hay que ponerle algún pero a este Némesis es su falta de espontaneidad. Lo mejor de su predecesor, Mister X, era que sus apariciones eran aleatorias, podían sorprenderte en cualquier momento sin que estuviera en el guion.

No ocurre aquí lo mismo: este villano es más lineal y sus manifestaciones, programadas, pero también es mucho más mediático. Es quizá lo que le salva, el mantener su carácter, el dar la impresión de ser más letal, el miedo a que nos engulla…

Pero el villano no es el único malo de la historia que nos pondrá en aprietos. Se incluye una amplia variedad de monstruos (cerberus, hunter de gamma y beta, lickers, drain deimos…) que nos deleitarán con buenos y variados enfrentamientos.

La historia se ha visto alterada sustancialmente, ya que su arranque y su final son diferentes. Pero Jill y Carlos vivirán la misma pesadilla. Racoon City sigue siendo ese infierno en la tierra donde miles y miles de zombis quieren devorarnos.

Es cierto que si hay algo que ha cambiado respecto a los anteriores remakes es que bebe menos de los survival horror para acercarse más a los juegos de acción. Otra de las consecuencias de ese mayor enfoque en los disparos es la pérdida sustancial de los puzles.

Aun así, el miedo está siempre presente, como también la resiliencia de Jill, una superviviente que consigue salir con vida de todos los choques con el demonio que acapara todas las cámaras. Porque si Némesis luce como nunca antes lo había hecho, su presa consigue igualarle. La relación enfermiza entre ambos nos trae las mejores escenas del título.

Unos gráficos excelsos

El motor gráfico es el mismo que el anterior juego, pero lejos de mostrarse reciclado, aquí da la impresión de que se explotan mucho más sus capacidades. Algunos escenarios parecen de película, los juegos de luces y sombras son espectaculares y, para colmo, los detalles se han cuidado meticulosamente y para que la sensación de miedo se incremente.

Pero las mejores no solo concierne a los elementos visuales, también a los jugables. El más destacable, la acción de esquivar. En el original teníamos que apuntar, ahora simplemente tenemos que apretar el botón que designemos en el momento adecuado para no sufrir el daño.

Si aprendemos a hacerlo con el timing perfecto— algo que nos llevará algún tiempo—, el tiempo se ralentizará y podremos disparar con mayor comodidad. Esto será esencial en los combates contra Némesis, que en la dificultad máxima será esencial aprender a manejar esta mecánica.

Entre otras novedades, se encuentra la inclusión de personajes y escenarios nunca antes vistos, revisión de la historia original —algunos parajes emblemáticos se han abandonado— y otros detalles que nos podrían hacer pensar que, más que un remake, se trata de un juego nuevo que bebe del clásico. Porque uno de los elementos mejor corregidos es la trama, que en este título abandona los agujeros de guion e inexactitudes.

Las personalidades de los personajes y sus motivaciones están mejor expuestas y fluye más natural, obviando la tosquedad de su predecesor.

Resident Evil 3 Remake es también más corto que el original, aunque también más rejugable: unas 5 horas de duración te llevará completarlo la primera vez, aunque se irá reduciendo conforme vayas rejugándolo.

Los premios por volver a vivir sus aventuras son nuevos trajes, criaturas, armas especiales e incluso objetos. Y el reto de conseguir el rango s, la máxima puntuación al pasarte el juego, también es un aliciente para volver a jugarlo: más recompensas, intentar terminarlo en el menor tiempo posible, eliminar a más enemigos…

El juego, en definitiva, es una oda a la ópera prima. Y una muestra más de que Capcom tiene el método para combinar modernidad y nostalgia sin alterar la esencia de lo que una vez triunfó.

 

Periodista especializado

MAPFRE

22 mayo, 2020|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.