Cómo elegir los mejores discos duros externos

Inicio/Tecnología/Más tecnología/Cómo elegir los mejores discos duros externos

Cómo elegir los mejores discos duros externos

La adquisición de un disco duro externo es siempre una buena opción para mantener a salvo tus archivos y poder realizar copias de seguridad de tus documentos más importantes.

Los documentos o archivos que guardas en tu ordenador son importantes y pueden contener información o trabajo que te ha llevado muchas horas obtener. Lo mejor cuando no quieres perder información es que hagas distintas copias en varios dispositivos, por si el principal, el de tu ordenador, falla. Lo más recomendable es la utilización de un disco duro externo, ya que te permitirá almacenar mucha cantidad de información de forma muy sencilla y práctica.

Seguro que alguna vez te ha pasado que has perdido un trabajo importante porque el ordenador ha dejado de funcionar y no habías hecho una copia de seguridad en otro dispositivo. Lo recomendable es que realices varias copias, ya sea en la nube o en un disco duro externo.

Los discos duros son una buena opción, ya que no requieren de una instalación compleja ni de conexión a Internet para funcionar, y además, podrás usarlos en cualquier ordenador mediante su conexión USB.

Podrás encontrar multitud de dispositivos de este tipo, de gran calidad y capacidad, a un precio muy asequible. No te lo pienses más y hazte con uno para poder mantener a buen recaudo todos aquellos archivos que son importantes para ti.

Son compatibles con todo tipo de archivos y podrás guardar desde las fotos de tu cámara, las de tu teléfono móvil hasta los programas que no utilizas con demasiada frecuencia, pero que quieres mantener.

Tipos de discos duros externos e internos

En el mercado encontrarás distintos tipos y opciones para comprar un disco duro, por lo que deberás fijarte en sus características para poder elegir aquel que se adapte más a tus necesidades.

Discos duros HHD

Son los discos más conocidos, su funcionamiento es mecánico, es decir, son capaces de grabar los datos en un disco mediante unos cabezales físicos. Cuentan con partes mecánicas en su interior, por lo que un golpe puede dañarlos. Por lo general, están recubiertos con carcasas de materiales resistentes que impiden que los contenidos interiores se dañen.

Estos cabezales son los encargados de grabar la información y después leerla para poder mostrarla en tu equipo. Son sensibles a las variaciones magnéticas por lo que deberás tener cuidado para que estos no se deterioren. Puedes escribir y borrar contenidos en ellos tantas veces como quieras.

Discos duros SSD

    Se trata de otro modelo de disco duro, este dispositivo no cuenta con componentes mecánicos ni para la lectura ni para la escritura de datos. Su almacenamiento es similar a los de las memorias flash y se hace a través de microchips. Tienen más capacidad que los discos HHD, pero también son sustancialmente más caros.

    También son más silenciosos y rápidos y te permitirán grabar y leer datos en casi la mitad de tiempo. Son más resistentes a los golpes y no se ven afectados por la desmagnetización. Uno de sus principales problemas es que disponen de una durabilidad limitada, ya que el número de veces que se puede escribir y borrar cada una de las celdas que componen sus microchips es limitada. Este tipo de dispositivos son recomendables para personas que cuentan con equipos muy rápidos o que manejan y descargan mucha información.

    Cómo elegir un disco duro externo

    Lo primero que debes hacer es tener claras tus necesidades y tu presupuesto. Existen muchos tipos, pero para un uso medio podrás adquirir uno con una buena relación calidad precio.

    Formato:

    A la hora de elegir tu disco duro deberás tener en cuenta el sistema operativo del equipo en el que vayas a utilizarlo. Los sistemas operativos Windows funcionan con cualquier tipo de formato, sin embargo, aquellos que tienen iOS tendrán restricciones de escritura con algunos formatos. Este el caso del NTFS que es compatible con Windows, pero si tienes un Mac tan solo podrás leer sus datos, porque para guardarlos tendrás que tener la última versión de iOS y escribir algunos comandos en el terminar. En el caso de los ordenadores de Apple, mejor decidirte por equipos compatibles con ellos. Aunque puedes utilizar un disco normal si lo formateas con los sistemas de archivo FAT 32 o exFAT.

    Conexión USB:

    Gracias al cable USB que incluyen podrás conectarlos a cualquier equipo sin necesidad de una fuente de alimentación externa. Existen varios tipos de conexiones, en la actualidad la más rápida es la USB 3.0. Aunque tu ordenador sea antiguo podrás usarlo sin ningún problema ya que es compatible.

    Velocidad:

    A la hora de conocer la velocidad con el que el disco duro trabaja, deberás fijarte en las revoluciones por minuto que necesita para guardar y leer los datos. La media se sitúa en las 5400 revoluciones por minuto. Estas especificaciones podrás verlas en las instrucciones del producto. A pesar de ello, algunos dispositivos escriben y leen datos mucho más rápidos que otros.

    Precio por gigabyte:

    El precio de este tipo de dispositivos ha descendido mucho en los últimos años. Lo primero que deberás hacer es fijarte en la cantidad de memoria que poseen y la diferencia que existe entre los distintos dispositivos al aumentar la capacidad del mismo.

    Garantía:

    Aunque todos los electrodomésticos tienen por ley una garantía de 2 años, deberás fijarte en los servicios adicionales que te ofrece el fabricante ante un fallo o problema derivado del uso de tu disco duro. La garantía obligatoria, es aquella que cubre los dos años posteriores a la fecha de compra. No obstante, algunos fabricantes incluyen una adicional, algo que debes tener en cuenta. Además, es importante que dispongan de un buen servicio técnico para que puedas solucionar tus problemas con el disco que has adquirido.

    Diseño:

    Cuanta más capacidad de almacenaje posea tu disco duro, más pesará. Aunque éste no debe ser un factor decisivo a la hora de elegir un disco duro, según el modelo podrás elegir discos más ligeros ya que los materiales con los que están fabricados tienen menos peso. Debes fijarte, sobre todo, en los materiales con los que están fabricados y si son o no resistentes a los golpes y en qué medida, por otro lado, algunos serán resistentes hasta al agua.

    27 noviembre, 2018|

    Deja un comentario

    Información básica sobre Protección de Datos:
    En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.