Inicio/Lifestyle/Famosos/Premios Princesa de Asturias 2017: El histórico hallazgo de las ondas gravitacionales

Premios Princesa de Asturias 2017: El histórico hallazgo de las ondas gravitacionales

Weiss, Thorne y Barish recibirán el Princesa de Asturias 2017 de Investigación Científica y Técnica por el descubrimiento de las ondas gravitacionales que ya predijo Einstein. Un histórico hallazgo que está considerado como el Santo Grial de la física. Los […]

Weiss, Thorne y Barish recibirán el Princesa de Asturias 2017 de Investigación Científica y Técnica por el descubrimiento de las ondas gravitacionales que ya predijo Einstein. Un histórico hallazgo que está considerado como el Santo Grial de la física.

Los físicos Rainer Weiss, Barry Barish y Kip Thorne, junto a la Colaboración Científica LIGO, han sido galardonados con el Premio Princesa de Asturias 2017 de Investigación Científica y Técnica por la detección directa de las ondas gravitacionales, o lo que es lo mismo: perturbaciones en el espacio-tiempo producidas por un cuerpo masivo acelerado que se transmiten a la velocidad de la luz y cuya existencia predijo Albert Einstein en su Teoría de la Relatividad General hace un siglo.
Se trata de uno de los desafíos más importantes de la física en toda su historia, ya que abre una nueva ventana sin precedentes para el estudio del universo. Con este avance, se podrán descubrir nuevos fenómenos y alcanzar regiones del espacio-tiempo que no son accesibles con las técnicas actuales.
El Observatorio de Interferometría Láser de Ondas Gravitacionales (LIGO, por sus siglas en inglés) trabaja en la detección de este tipo de ondas con las que se pueden explorar las leyes fundamentales de la gravedad. La extraordinaria precisión alcanzada por sus instrumentos ha permitido observar colisiones de agujeros negros muy masivos que ocurrieron hace más de mil millones de años.

¿Por qué son importantes las ondas gravitacionales?

Desde que Einstein hablara de la existencia de las ondas gravitacionales, ningún científico había logrado detectarlas. Hasta que en 2016 se anunció la increíble hazaña: por fin se había demostrado su existencia.
Estas ondas son consideradas el Santo Grial de la física. Hasta ahora, los científicos se habían valido de diferentes formas de luz, como las ondas de radio o los rayos X, para observar el cosmos. Pero sus resultados eran incompletos. Las ondas gravitacionales, en cambio, muestran cómo los objetos hacen que el espacio-tiempo se curve, lo que ayuda a entender ciertos misterios del universo, como los agujeros negros, la descripción correcta de la gravedad, el comportamiento de las supernovas o la teoría del Big Bang.

Weiss, Thorne y Barish y su pasión por la astrofísica

Rainer Weiss fue, en los años sesenta, el inventor de la técnica interferométrica láser que permite separar -y por tanto distinguir- las ondas gravitacionales del ruido de fondo que suelen captar las grabaciones. Este hallazgo constituyó la hoja de ruta de dos décadas de investigación que concluyó, en los años 80, con la construcción del Observatorio LIGO, del que es cofundador junto a Kip Thorne y Ronald Drever (fallecido en marzo de este año).
El astrofísico Kip Thorne está considerado como uno de los mayores expertos en la teoría general de la relatividad de Einstein. Un tema que le apasiona, tanto que decidió aprender ruso solo para poder conocer de primera mano el trabajo que desarrollaban los físicos soviéticos en los campos de la astrofísica y la relatividad. Entre otros hallazgos, Thorne predijo la existencia de una red de estrellas supergigantes con núcleos de estrella de neutrones, y desarrolló la teoría de los discos de acrecimiento alrededor de los agujeros negros.

Barry Barish comenzó su carrera realizando destacados experimentos en los que utilizaba colisiones de neutrinos de alta energía para revelar la subestructura de quark del nucleón. En los años noventa entró a formar parte del Observatorio LIGO, convirtiéndose en su investigador principal. En 1997, tres años después de su ingreso, pasó a ocupar el cargo de director del laboratorio y creó la Colaboración Científica LIGO, que actualmente está formada por más de mil científicos del campo de la física, de más de un centenar de universidades e instituciones de dieciocho países.

Premios Princesa de Asturias 2017 entre más de mil investigadores

Este premio conjunto –que se entregará el próximo 20 de octubre – valora y ensalza uno de los desafíos más relevantes de la historia de la física y reconoce el talento individual y la obra colectiva de los miles de investigadores que hay detrás. El proyecto LIGO supone un reto tecnológico de primera magnitud, que abre un interesante abanico de posibilidades que, hasta el momento, parecían imposibles. Y, quién sabe, tal vez podamos viajar hasta el origen del tiempo.
Pero, hasta que ese momento llegue, el Seguro de Viaje MAPFRE será la mejor garantía en nuestros desplazamientos “más tradicionales” gracias a sus amplias coberturas que se adaptan a todo tipo de necesidades.

19 octubre, 2017|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.