Jun5

Schiavone hace historia en el tenis femenino italiano

Publicado por

FacebookTwitterWhatsAppEmailPinterestGoogle Bookmarks

Hoy era un día para que una tenista se hiciera con el título de Roland Garros y un torneo de Grand Slam por primera vez en su carrera. Las finalistas fueron, para sorpresa de muchos, la italiana Francesca Schiavone, una veterana que ya había llegado a la final de París en 2008 pero que sólo había sumado 2 títulos WTA en su carrera (Moscú y Godó), y Samantha Stosur, la australiana de 26 años con una buena progresión esta temporada. La favorita era Stosur por ránking, 7ª frente al puesto 17 de Schiavone, y por los rivales que habían dejado en la cuneta. Pero todo estaba abierto. Stosur había superado a Henin, Serena Williams y Jankovic, mientras que Schiavone se había ‘cargado’ a Wozniacki y Dementieva, que se retiró lesionada en semifinales.

Francesca Schiavone, la triunfadora en Roland Garros (rolandgarros.com)

Francesca Schiavone, la triunfadora en Roland Garros (rolandgarros.com)

Pues nos han ofrecido un interesantísimo partido, igualado por momentos y con un toma y daca. El dominio del primer set lo inició Stosur, sellando los dos primeros juegos en blancos con su servicio y dejando claro que en los duelos entre ambas salía victoriosa la australiana. Sin embargo, Schiavone le igualó 2-2 rápidamente y le devolvió el juego en blanco con el segundo. La italiana reaccionó y demostró valentía yéndose a la red, tanto que en el noveno juego le quebró el servicio a su rival y aprovechó su saque para rematar.

Dio la impresión que Stosur no pensaba que se lo iban a poner tan difícil y se la jugó demasiado en el décimo juego. En general, demasiados errores ante Schiavone, que tenía unas cuantas seguidoras en la grada que le animaban a ritmo de ‘Forza Francesca’. El partido empezó a cambiar en el segundo set, pero fue un espejismo.

En el 1-1 se seguía viendo a Stosur algo nerviosa, sin embargo empezó a sacar repertorio con su derecha, hizo el primer ‘break’ para ponerse 3-1 y un juego en blanco en el siguiente para colocarse 4-1. Schiavone se defendía como podía, yendo de lado a lado y resistiendo las embestidas de la australiana. Con todo, la italiana hacía gala de regularidad y mucha estrategia, pues intentaba de vez en cuando subir a la red… Y tuvo su premio.

Los golpes ganadores de Schiavone permitieron igualar el partido desde el 4-1 al 4-4 y se fueron hasta el ‘tie-break’, las derechas imparables de Stosur eran devueltas con voleas de Schiavone, quien no daba ni un punto por perdido. Peligraba el encuentro para Stosur y nuevamente Schiavone no la perdonaría en la muerte súbita.

Quizá fue su veteranía y que ya había jugado una final de Roland Garros. En fin, la que mejores golpes sacó fue sin duda Schiavone, que se puso con el 2-5 y supo leer mejor que su rival cada jugada. A Stosur le pudo la impaciencia y Schiavone hizo gala de mucha humildad, pero resistiéndose casi desde el comienzo. Por eso los últimos cinco puntos fueron para la italiana. Casi siempre que pudo morder, no dejó pasar la oportunidad.

Emotiva celebración y lágrimas. Schiavone fue a celebrarlo rápidamente con su novio, alguien que sabe todo lo que ha hecho por llegar a ganar una final de un Grand Slam y que es un premio al esfuerzo de su carrera.

Como también se escuchó en la pista central, “Schiavo, nothing is impossible!”. ‘Paquita’ se convierte en la primera italiana en ganar un torneo de Grand Slam. Tiene aún mucho tenis que ofrecer.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Deja un comentario

Todos los campos son obligatorios

Conectar con Facebook

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre